Subsidio a la nómina incluye a las cooperativas de trabajo asociado LEY 2060 de 2020

Octubre 23 de 2020

Con la expedición de La Ley 2060 de 22 de octubre de 2020, por medio de la cual se modifica el Programa de Apoyo al Empleo Formal -PAEF- y el Programa de Apoyo para el Pago de la Prima de Servicios -PAF-, las cooperativas de trabajo asociado tienen derecho, en los términos establecidos en la normatividad vigente, a los beneficios otorgados a las empresas en materia de nómina, destinados a mitigar los efectos económicos adversos derivados de la pandemia por covid19.

La mencionada ley incluyó en el Parágrafo 1 del artículo 1, “a las Cooperativas de Trabajo Asociadas dentro de los beneficios otorgados por el Decreto Legislativo 639 de 2020”.

Con esta disposición, el Congreso de la República atendiendo una solicitud de Confecoop, reconoce el derecho que asiste a las cooperativas de trabajo asociado como beneficiarias del subsidio a la nómina creado por el Decreto Extraordinario 639 de 2020 y que, inexplicablemente, les ha sido negado hasta la fecha, no obstante las gestiones ante las diferentes instancias del Gobierno responsables del tema.

Es importante precisar que, por la naturaleza jurídica y el objeto social de las empresas cooperativas de trabajo asociado, esta disposición legal hace referencia a la inclusión tanto de los trabajadores asociados en ellas como de los trabajadores que excepcionalmente vinculen bajo las reglas del trabajo dependiente, cobijados por las disposiciones del Código Sustantivo de Trabajo. Cabe señalar que la UGPP, ha negado hasta la fecha el subsidio pedido por las CTA sobre la primera categoría mencionada, desconociendo, en nuestro criterio, dicha naturaleza y objeto social.

No poder acceder a los subsidios a la nómina por parte de las cooperativas de trabajo asociado, ha agudizado aún más la situación de alrededor de 440 empresas de este tipo que vinculan a 45.000 trabajadores asociados, cuyos ingresos duramente afectados por los efectos de la pandemia y que no han tenido la posibilidad de acceder al subsidio a la nómina hasta el momento.

La Confederación de Cooperativas de Colombia -CONFECOOP-, con el propósito de aportar elementos conceptuales en esta materia, que contribuyan a garantizar la seguridad jurídica para este tipo de empresas cooperativas, presenta las siguientes consideraciones:

  1. El artículo 4º, de la Ley 79 de 1988 define a la cooperativa como “la empresa asociativa sin ánimo de lucro, en la cual los trabajadores o los usuarios, según el caso, son simultáneamente los aportantes y los gestores de la empresa, creada con el objeto de producir o distribuir conjunta y eficientemente bienes o servicios para satisfacer las necesidades de sus asociados y de la comunidad en general. (resaltado fuera de texto).
  2. El artículo70 de la Ley 79 de 1988 define a las cooperativas de trabajo asociado como “aquellas que vinculan el trabajo personal de los asociados para la producción de bienes, ejecución de obras o la prestación de servicios” y el 58 de la citada ley, define su régimen de trabajo y compensaciones. (Resalado fuera de texto).
  3. El artículo 3° del Decreto 4588 de 2006, al precisar la naturaleza las cooperativas y precooperativas de trabajo asociado estableció que éstas “Son organizaciones sin ánimo de lucro pertenecientes al sector solidario de la economía, que asocian personas naturales que simultáneamente son gestoras, contribuyen económicamente a la cooperativa y son aportantes directos de su capacidad de trabajo para el desarrollo de actividades económicas, profesionales o intelectuales, con el fin de producir en común bienes, ejecutar obras o prestar servicios para satisfacer las necesidades de sus asociados y de la comunidad en general. (Resalado fuera de texto).
  4. El artículo 12 de la Ley 1233 de 2008, establece que “El objeto social de estas organizaciones solidarias es el de generar y mantener trabajo para los asociados de manera autogestionaria, con autonomía, autodeterminación y autogobierno. En sus estatutos se deberá precisar la actividad económica que desarrollarán encaminada al cumplimiento de su naturaleza en cuanto a la generación de un trabajo, en los términos que determinan los organismos nacionales e internacionales sobre la materia.” (Resalado fuera de texto). Dicho de otra manera, las cooperativas de trabajo asociado son empresas creadas con el único fin de crear y mantener puestos de trabajo, bajo la figura de asociar el trabajo de las personas conforme a un contrato de asociación reconocido por la ley. De ahí que la insistencia en desconocer a las cooperativas de trabajo asociado como generadoras de trabajo formal, además de ignorar la doctrina, la jurisprudencia y la normatividad vigente, se ha convertido en una gran paradoja, pues se le niega el acceso al subsidio a un tipo de empresas creadas para tal fin, con el argumento de que los asociados trabajadores no tienen la “categoría” de trabajadores dependientes, que, según la UGPP, sería la condición que habilita el acceso a dicho subsidio.
  5. Al respecto, es necesario citar el Artículo 6 de la Ley 1233 de 2008 que, al referirse al proceso de afiliación al sistema de seguridad social para este tipo de empresas, señala que “Las Cooperativas y Precooperativas de Trabajo Asociado serán responsables del proceso de afiliación y pago de los aportes de los trabajadores asociados al Sistema de Seguridad Social integral (salud, pensión y riesgos profesionales).

Para tales efectos, les serán aplicables todas las disposiciones legales vigentes sobre la materia para trabajadores dependientes”.

Con base este marco normativo vigente, consideramos pertinente hacer las siguientes precisiones:

  1. Las cooperativas de trabajo asociado son empresas, como está definido en la normatividad citada, y amparadas por el artículo 58 y 333 de la Constitución Política[1].
  2. Las cooperativas de trabajo asociado son empresas de derecho privado cuyo objeto social es crear o mantener puestos de trabajo estable y digno, en el marco de la normatividad vigente y de los tratados internacionales sobre el trabajo.
  3. La Corte Constitucional en reiteradas oportunidades ha precisado que en Colombia hay tres tipos de trabajo reconocido: el dependiente (reglado por el Código sustantivo de Trabajo), el independiente (normas civiles) y el trabajo asociado cooperativo (reglado por los regímenes de trabajo y compensación establecidos en la ley).  Sentencia C 211 de 2000.
  4. Las cooperativas de trabajo asociado deben obtener la autorización previa y escrita de sus regímenes de trabajo y compensaciones por parte del Ministerio de Trabajo antes de iniciar sus actividades, lo que además de refrendar su legalidad les imprime el carácter de empresas legítimas. Adicionalmente, están sometidas a la supervisión del Estado a través de la Superintendencia de la Economía Solidaria o de las superintendencias que vigilan la actividad económica especializada de la cooperativa. (Vigilancia y Seguridad privada, Puertos y Transportes, Salud, Servicios Públicos).
  5. La legislación vigente (Ley 1233 de 2008) establece el procedimiento que deben observar las cooperativas de trabajo asociado respecto del proceso de afiliación y pago de los aportes de los trabajadores asociados al sistema de seguridad social integral, quedando en cabeza de la empresa cooperativa dicha responsabilidad y extiende, para esos efectos, las disposiciones vigentes sobre la materia para trabajadores independientes, situación jurídica que no ha sido aplicada por la UGPP hasta el momento para reconocer el subsidio a estas cooperativas.

(1) Artículo 58 C.P. Inc. 3°. “El Estado protegerá y promoverá las formas asociativas y solidarias de propiedad”.

Artículo 333 C.P. “El Estado fortalecerá las organizaciones solidarias y estimulará el desarrollo empresarial”.

En conclusión: las empresas cooperativas de trabajo asociado son empresas de derecho privado, sin ánimo de lucro, cuyo objeto principal es, -justamente-, crear o mantener puestos de trabajo conforme a las disposiciones nacionales e internacionales sobre el trabajo decente, digno y sostenible. El vínculo entre la empresa cooperativa y el trabajador asociado es un contrato de asociación reconocido en la ley, la doctrina y la jurisprudencia.


Las CTA son empresas legítimas, legales, formales y cuentan con las autorizaciones de ley para organizar el trabajo de las personas bajo la figura asociativa.

Consulte AQUÍ la LEY 2060 DE 2020

Nosotros

Confecoop es el máximo organismo de integración cooperativa, que unifica la representación del sector cooperativo colombiano en el ámbito nacional e internacional, ejerce la defensa del mismo a nivel nacional y promociona la integración entre las cooperativas y su sostenibilidad.

Posts Recientes

Síguenos

Canal de Youtube